jueves, 1 de noviembre de 2012

Nuevo ejemplar para la mesilla de noche


Robert Rodriguez (no es el cineasta) acaba de publicar el libro Revolver: How The Beatles Reimagined Rock´n Roll.

En la reseña del libro apunta algo que no es sino la “hipótesis de trabajo” de este blog. Defiende que el “discurso oficial” vinculado a las listas de los mejores discos pop de la historia siempre ha señalado al Sgt. Pepper como el nº 1, pero fue Revolver el álbum que realmente marcó el cambio de los Beatles desde una banda de directo a un grupo de estudio. Este proceso de cambio se vislumbra ya en Rubber Soul pero alcanza su plenitud en nuestro disco fetiche que precisó 300 horas para su elaboración, esto es, más que ningún otro disco de Rock hasta la fecha. El proceso de producción de este disco es, en sí mismo, una gran historia acerca de las motivaciones y expectativas musicales de los cuatro miembros del grupo, tal y como podemos seguir, casi en tiempo real, en las memorias de Geoff Emerick. Pero esta historia no significaría absolutamente nada, si los resultados no hubieran sido tan arrolladoramente impactantes.

Mucho más que el Sgt. Pepper o el Pet Sounds de los Beach Boys, Revolver reinventa el sonido del Rock and Roll empapando la estética, desde grupos psicodélicos como Jefferson Airplane o Grateful Dead hasta, porqué no reconocerlo, la primera ola del post rock-blues duro como Sabbath o Zeppelin y, en general, todas las generaciones de guitarra eléctrica y bajo posteriores.

Como en ocasiones anteriores, reitero que melódicamente, quizás no sea mi disco favorito, pero Revolver, como se defiende en este libro de Rodriguez, constituye un punto de inflexión, no solo en la evolución de los Beatles, sino en la historia del rock grabado.



12 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Todavía parece que no. Pero ya le he escrito al autor, apelando a sus raíces hispanas, para solicitarle una edición en español.

      Eliminar
    2. Ok! Nos mantienes al corriente si tienes noticias al respecto?
      Gracias!!

      Eliminar
    3. Os tendré informados Revolverlosbeatles, siempre en antena.

      Eliminar
  2. Lo malo de los que sufrimos el síndrome de diógenes Beatlemaníaco es que por H o por B siempre sigue saliendo material tentador sobre estos chicos. Gracias por el aviso, me mantengo a la escucha.

    ResponderEliminar
  3. Jajajajajajja anda que no somos freaksssss!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uf, no te puedes hacer idea Magic Crispi. Yo reconozco que somos unos colgados de los de Liverpool pero, qué quieres, nos lo pasamos como enanos.
      Un saludo

      Eliminar
    2. Si lo entiendo yo os soy no solo con la musica......es lo que tiene vivir en la era de la comunicacion.
      Aun recuerdo cunado me compraba los discos de los Beatles con otro loco como yo..tu el rubber soul y yo el help.....luego cambiamos eh???

      jajajajajajaja

      Eliminar
    3. Entonces querido amigo, te falta un grado para cinturón negro. Los discos de los Beatles jamás se intercambian. Ya sabes, el caballo, la pluma, la esposa y los discos de los Beatles son intrasferibles.

      Eliminar
  4. Jjajajajajajajaj Cesar te estoy hablando de cuando tenia catorce años.....y muy pocos posible por supuesto que no se intercambia...

    Nose ( bueno creo que cinco o seis)copia del Help y de casi todos los demas......vamos me interesa cuanta parafernalia acumulo sino lo que disfrute en su dia.....y aun lo hago

    Su .......madre ahora los sacan otra vez en vinilooooooooooo!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, este fetichismo tiende a infinito. No se si has visto el post a cuenta de la vuelta del vinilo..qué tiempos aquellos.
      http://revolverlosbeatles.blogspot.com.es/2012/11/el-vinilo-sabia-que-volverias.html

      Eliminar
  5. Por supuesto que es todo un ritual.....para mi lo sigue siendo ya que como tu escucho musica a todas horas( me da la vida) y no tengo oportunidad de poderlo hacer con vinilo...

    No voy a entrar si es mejor o peor sonido......ya que actualmente disponesmos de elevada calidad del mismo pero como vosotros recuerdo el ritual de a mis 13-14 años ponerme delante de el tocadiscos ( mono , de vávulas y a 125v, con su correspondiente trnasformador a 220v) escuchando los EP's españoles y mi primer LP, "Que noche al de aquel dia" en castellao por supuesto....

    ------debia de vez en cuando apargarlo porque se calentaba mucho....jajajajajajaj

    ResponderEliminar